Estampas

Pues si es cierto que segundos antes de morir uno recuerda todo lo que ha vivido, ¿qué recordaría yo? La pregunta parece un tanto ociosa e incluso hasta inútil. Acaso imposible. Hoy mismo creo que vería cientos de rostros, de los que han pretendido hacerme mal (muy pocos) y de los que siempre han tenido una sonrisa y un gesto amable (los más). Ahí estarían rostros y nombres y de seguro que habría una sonrisa de complicidad con aquellos que han compartido pequeñas transgresiones a la cotidianeidad. Estoy seguro que cada día podría ser recordado como el día de una persona. Por supuesto, miles de días tendrían el mismo nombre: el día de mi madre se repetiría casi igual que el día de mi padre y el día de mi hermana. Y claro, el día de los amigos. En los últimos 2555 días, un nombre dominaría, omnipresente, catalizador: Esperanza. Y así.

También, de seguro, recordaría las millones de horas que la literatura me ha transportado fuera de este mundo inverosímil. ¿También se recordará en esa última hora el tiempo que uno duerme? Quizá algunos atardeceres, algunas mañanas, muchas noches, algo de cine, música, mucha música.

Sí: también las lágrimas que uno suelta por su cursilería, por dolor, por alegría. ¿Las ocasiones que uno llora por la risa, por la alegría que le causa estar a lado de un amigo? Seguro que sí.

Y lo espiritual: el Dios que ha estado ahí casi la mitad de mi vida, o siempre. Siempre y nunca: palabras resbaladizas. Muerte y vida: lo concreto. La vida como juego, aburrido, sí, pero disfrutable. No exento de suspiros, resignaciones y entusiasmos.

Vaya pues desde este humilde espacio un saludo fraternal a los compañeros de ruta, los que sobreviven, los que se fueron, los que he olvidado por odiosa costumbre adquirida en algún momento de esta ruta. Los homenajeo en estos días aciagos.

Por cierto, hoy, 25 de agosto, cumplo un año más de vida.

Anuncios

3 comentarios

  1. Muchas felicidades!! Que Dios te siga bendiciendo y dando inspiracion para escribir. Saludos

  2. Claudia González Soriano · · Responder

    Como desaprovechar esta gran oportunidad para felicitarte y expresarte lo especial que es conocerte Luicito, muchas felicidades por tu cumple creo que a tus 30 años!!! todavía puedes celebrar no jíjí, no es cierto lo que si es verdad es que más de uno hemos sido beneficiados con tu enorme talento para transmitirnos de una manera muy precisa y contundente la enseñanza de Dios, muchas gracias por tu amor y servicio de verdad que tu y Perita me han ayudado mucho en mi diario caminar con Dios gracias por todo lo que me haz enseñado y ayudado, que nuestro Sr. te siga llenando de bendiciones y que siga cumpliendo en tu vida todos y cada uno de tus sueño y anhelos, disfruta mucho tu cumple haciendo lo que más te guste, hay me guardas pastel y me invitas al festejo sale y muchísimas F E L I C I D A D E S !!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

  3. aggelos · · Responder

    esas palabras son muy reflexivas, eres un gran amigo y sabes que no me guste ser meloso (bueno si), sigue siendo feliz con lo que tienes, las cosas que Dios tiene para ti son tan especiales, no gastes el tiempo descubriendolas solo disfrutalas, te debo la comidita

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: